Remasters

Todo empezó con una foto que Tripu me mandó, con la que me sugería haber encontrado un rincón con un potencial muy interesante. No me dijo dónde era y por lo tanto tampoco se lo pregunté, siempre es más divertido adivinarlo.

Así que me sumergí en el universo Google-Earth y comencé a escudriñar un par de sitios que me encajaban con el entorno de la foto. De esta manera, pude vislumbrar en el mismo sector de la foto, lo que parecía un corredor muy encajonado y posiblemente con un ambiente muy alpino. De esos en los que apetece meterse para sentirse como en casa.

Teniendo en cuenta su orientación y localización, todo era ya cuestión de vigilar las condiciones y esperar el momento. Seguimiento casi diario de las Web-cams y cotejar varias predicciones meteorológicas constantemente forman parte de nuestra vida cotidiana. Hablamos de la que puede ser una cita muy especial y quizás inolvidable.

Es el tipo de citas en las que queremos que todos los detalles encajen a la perfección, buscamos un encuentro para auténticos enamorados, quién sabe si incluso podremos sentir las emociones del primer beso. Un lugar que no se ve desde ninguna carretera, ni desde ninguna telesilla, ni desde ningún valle. Está escondido a la vista de los ojos como el “Reino de Gondolin”, sólo lo ves una vez estás ya dentro.

Después de un invierno tan extraño y rácano, al menos parecía que había algo por lo que seguir luchando en esta vida. Pero las condiciones perfectas no acaban de llegar, siempre falla algo, quizás hemos idealizado esta vida y va siendo hora de madurar… ¿Por qué queriamos hacernos mayores?

Cuando ya parecía que esta temporada exhalaba su último aliento y después de dos intentos fallidos, finalmente parece que se pueden reunir unas condiciones excelentes. 25cm recién caidos sobre un manto muy viejo y asentado. A lo que debemos sumar dos días de cielos despejados sin viento y con intenso frío.

Lo que mundialmente se conoce como fase de remasterización. Hablamos de los “Bonus track”, es decir, después de esto se apaga la luz y se baja el telón. Es la fiesta a la que no hay que faltar nunca.

Así que movilizo todos los hilos necesarios para abrazar y besar con fuerza. Será para mí ahora o nunca más, esta temporada. Era la hora de apostarlo todo al mismo número.

Este año he estado en el lugar en dos ocasiones y no afrontar ciertas incertidumbres por seguridad o pereza me obligaron a volver a casa muy pensativo. Esta vez, a la tercera va la vencida y desde luego, lo más excitante es decidirse a afrontar los riesgos conocidos por la simple curiosidad de conocer que se siente al superarlos.

Con esperanza de volver a esquiar antes de todo termine, puedo sentirme satisfecho con esta temporada en la que si algo hemos podido hacer, ha sido aprender muchísimo fuera de la zona de comfort.

Agur

Un comentario sobre “Remasters

  1. Me encantan tus fotos, preciosos momentos y muy especiales en la vida. Siempre marcan un hito en tus recuerdos y en tus momentos. Espectacular lato bajo el cielo estrellado. Corredores blancos, sinuosos, estrechos, como la vida misma, pero siempre dando la cara. Precioso reportaje

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s